Consejos e ideas para escritores noveles

¿Eres escritor novel? ¿Estás escribiendo tu primera novela?
Entonces, sigue leyendo, los consejos y e ideas que te doy, a continuación, pueden serte útiles.

Talleres de escritura y tutorías personalizadas

Talleres de escritura y tutorías personalizadas
Infórmate de horarios y tarifas escribiendo a: proyectodescritora@yahoo.es o en estos enlaces:

Carta de despedida al 2017

Carta Nº 15

Suelo empezar esta carta comentando que es una tradición que este año hace ya 15 años. Los cinco primeros años las escribía en formato email y se las enviaba a mis amigos para felicitarles el año de una manera más especial, siempre he odiado los mensajes estándar en plan “corta y pega”, puedes escribir mejor o peor pero que sea tuyo, eso siempre se agradece. Desde que tengo el blog, la comparto por aquí en la que es la última entrada que escribo del año, siendo la número 47.

En ella hago como un balance de mi año con alguna de mis teorías que se me  han ido ocurriendo a lo largo del año que despido. Me leo antes las de los anteriores años porque a veces tiendo a repetirme (Podéis leer las demás cartas, por cierto, al final de ésta). Aquí va la de éste, espero que os guste:





2017 ha sido un año de crecimiento en bastantes aspectos:


 ***

Profesional: Para comenzar, en el ámbito laboral, ya que me he enfrentado a varios retos que nunca hubiese imaginado: la firma de ejemplares en la feria de libros HUL; la realización de un montón de talleres de escritura para niños y adultos; la participación con uno de mis talleres en “La noche de los libros”, la publicación de mi séptimo libro: cómo publicar unlibro; conocer el bullet journal, que ha cambiado mi manera de planificarme de por sí buena y la venta de un montón de ejemplares de mis libros, algunos de ellos con sus correspondientes opiniones, fotografías, etc.





***

Social: Soy una persona abierta al Mundo. Me gusta ir muy atenta, conociendo a nuevas personas y profundizar en las que ya conozco que me interesan, algo que creo en mí fundamental. Si solo dejase que pasasen de manera superficial por mi vida, no sería tan yo. Me gusta aprender de cada persona y de algunas se aprenden tantas cosas que nunca hubiese sido posible si no las dejamos entrar un poco en nuestras profundidades.

Éstas, no son las que elegimos, sino que, poco a poco, algo mágico, que una vez llamé wifeeling, se da entre dos personas e, irremediablemente, tienes que entenderte. Esto está directamente relacionado con las serendipias (palabra que ya había conocido hacía tiempo, por aquella película del mismo título, pero que este año ha estado patente en mi vida).


Serendipia: Hallazgo valioso que se produce de manera accidental o casual.


Dejar espacio a que ocurran serendipias, a lo no esperado, al cambio, a los instantes kairós, a lo no planeado… es básico para que nos podamos topar con cosas o personas o “me acuerdos” maravillosos y momentos Amelie dignos de recordar.

Y esas personitas, con las que no cuesta nada llevarse bien, y que poco a poco te han ganado, son, en buena parte, las que te van a ayudar a que tu vida esté llena de esas ocasiones irrepetibles y mágicas.

Este año ha estado plagado de esas personas que me han regalado su bondad, su alegría, su positividad, su tiempo, su energía, su conocimiento, su paciencia y su magia. Son lo que yo llamé “girasoles” que como bien dice Rozalen: hay que cuidar. 


        
                    
***

Personal: En  mí también he visto un cambio importante de avance. Mi lema, que salió de una película que volví a ver este año después de siglos (los amantes del círculo polar), y que es: ¡Vamos, valiente! Que es un mantra para cuando tengo miedo y me empujo a intentar conseguir nuevos retos, salir de mi zona de confort para experimentar, aprender, crecer y mejorar.

Creo que he cumplido con creces, ya que me he atrevido a muchas cosas que jamás habría pensado que estuvieran a mi alcance, por inseguridades o temores que cada cual tenemos y que tenemos que ir desmontando sino queremos dejar de vivir cosas increíbles. 

Las libélulas me fueron guiando (me encontré varias en momentos clave, para señalarme el camino, cual Julieth) y dije más que no, porque los síes son de valientes, y además de exploradores-aventureros, que es uno de los tipos de personalidad que me encontré de casualidad, en una de las espirales de este año, para comprender mejor el comportamiento humano, algo que me fascina desde siempre, para entender que tengo que juntarme con personas completas y no con aquellas que necesitan ser completadas con otras.

Creo que ha sido un buen año y, quitando algún contratiempo y días grises, que tenemos todos y son tan necesarios, hago un balance positivo, (que ya era hora, porque llevaba unos años un poco chunguis). 



 ***

Para el año nuevo tengo claro mis objetivos: 

dejarle la puerta abierta a las serendipias, hacerle más caso a las libélulas, aumentar mi colección de Julieths y esdrújulas, y no hacer caso a las personas que son de cartón. Que mi plan B sea mejor que el A, y que el viento solo me fastidie lo necesario. Que el porcentaje de “Síes” crezca, y que el de “Noes” solo esté acompañado de asertividad. Que Super Ele viva un montón de nuevas aventuras, aunque siga hablando en Supereleniano para algunos. Que me siga “estrellando” con personas maravillosas de luz, y con menos monstruos. Que siga teniendo ganas de bailar cómo me dé la gana, y el ser profe me reporte tantas alegrías como hasta ahora. Que siga cuidando girasoles, árboles o planetas que se hayan cruzado en mi órbita y que sepa dejar marchar cuando se alejen. Que deje espacio en mi mente a nuevas posibilidades y en definitiva, sea más yo que nunca.



Tornillo a tornillo, haremos el puente.


Todo eso, os deseo a vosotros también, planetitas brillantes, mariposas de luz, serendipias mágicas, girasoles amables, seres completos, “julieths” maravillosos, personitas preciosas.



¡Vamos, valientes!



 ¡¡FELIZ!!









Aviso al lector




Se va terminando el año y con él, vuelven mis propias tradiciones, que son las únicas que me gustan cumplir, ya que no son impuestas y las hago porque así lo decido yo.

Esta entrada, la antesala de la Carta de despedida al 2017, tenía que haber sido la de los “me acuerdos” o la de la los “12 meses” pero me he dado cuenta de que este año ha sido bastante intenso así que me va a llevar un poco más de tiempo construir estas entradas, no obstante, serán de las primeras del año.

Por falta de tiempo, habrá que esperar, ya que todavía tengo que escribir la carta de este año y me gusta tomarme mi tiempo para redactarla. Esa sí que estará disponible el 31 de Diciembre, como cada año. ¿No escribís algo en plan balance cuando el año toca a su final? Yo empecé a hacerlo hace como 200 años y no he fallado ni un año. Os pondré los enlaces de las anteriores en el blog también.

Parece que estos últimos días del año todo se acelera y no da tiempo a hacer todo lo que quisiéramos. Yo suelo llegar a ellos con menos energía que la que acostumbro pero luego vuelvo a tenerla al empezar el año porque es un momento idóneo para fijarse metas, comenzar nuevos proyectos y cambios para evolucionar, y creo que el nuevo año va a traer mucho de eso, pero no adelantemos acontecimientos.

Os animo a vosotros a que hagáis lo mismo, quizás escribáis una carta que será la primera de vuestra propia tradición. Os aseguro que es algo muy bonito y que después de unos años se agradece leerlo porque ves tu evolución, tus pensamientos y tu balance de esos años.

Por ahora, seguiré escribiendo todo lo que quiero escribir, que no es poco, y os emplazo al día 31, espero que quede apañada y os guste. ¡Hasta entonces!

2017 en imágenes

Enero

 Todas las historias son de amor.




Febrero

 Deberíamos mirar desde la altura de un perro paticorto más a menudo. Se ven las cosas de otra manera.





Marzo

 Somos libres de equivocarnos.
 



Abril
 
 Me han recomendado volar.
 


Mayo

 No te olvides del viento.





Junio

 Algunos ganan trofeos, Pero otros vencen.
 




Julio

 Cruzarse. Y enviarse cartas, aunque sea sin palabras. Y sin papel.
 




Agosto

 A veces, son muy pocas cosas las que necesitas para proseguir tu camino.   





Septiembre

 ¿Y si perderse fuera la única manera de encontrar tu propia esencia?
 




Octubre

 Cuánto más enseño a los demás, más aprendo yo. Qué bonito proceso :) 




Noviembre

 En ocasiones nos olvidamos de lo más importante.
 




Diciembre

 Y entonces leí: "Yo nunca perdí. A mí me perdieron".
 




Bonus track

 A este ritmo acabaré siendo feliz.
 




Puedes encontrar todas estas fotografías y muchas más en: Instagram Elena Cardenal
Y los textos en: Twitter Elena Cardenal 

Te puede interesar: 

2016 en imágenes 

2015 en 12 fotografías