Consejos e ideas para escritores noveles

¿Eres escritor novel? ¿Estás escribiendo tu primera novela?
Entonces, sigue leyendo, los consejos y e ideas que te doy a continuación pueden serte útiles.

Ideas para conseguir tus objetivos



Llevo unos meses utilizando un método muy sencillo para alcanzar los objetivos que me he marcado, que quiero conseguir. En mi caso, son tres básicos, a los que les he llamado: 1, 2 y 3. Y que, cada cosa que haga, o casi cada cosa, me tiene que acercar a alguno de estos tres puntos, ya que creo que mi felicidad está muy ligada a que ellos vayan bien en mi vida. No voy a desvelar a qué corresponden, porque son muy personales para mí, y además cada uno debe averiguar cuales son los suyos propios (os aconsejo que no os fijéis demasiados puntos, cuanto más sencillo todo, mucho mejor). 

A este método, lo he llamado: “objetivos pizarriles” ya que los enumero cada día en una pizarra que me compré y colgué en mi estudio. Es tan sencillo como comprarse una pizarra pequeña (me costó siete euros) e ir escribiendo varios objetivos cada día (yo me he puesto seis pero algunos días no llegan a cuatro o cinco), pero vosotros podéis poneros los que queráis (tampoco os aconsejo un listado enorme porque tampoco os dará tiempo a realizarlos todos y no se trata de frustrarse, sino de ser realista y poder cumplir todos los puntos en el día. Porque al día siguiente, antes de escribir los nuevos objetivos, repasaremos los del día anterior y veremos si los hemos cumplido o no.

Lo importante es que, detrás de cada objetivo, escribamos el número de objetivo vital al que corresponde (al 1, 2 o 3 que he nombrado antes) porque ello nos acercará a lo que queremos conseguir. Leí por algún sitio, algo así como: “piensa en lo que estás haciendo, si eso te acerca más a conseguir tu sueño, adelante, sigo con ello, si no te está acercando déjalo”.  
     
                    ***

Lo que se consigue con esto es, 

  1. lo primero tener tus objetivos vitales claros, que creo que es algo importante en la vida.
  2. Segundo, tener la ilusión por conseguirlos.
  3. Analizar si estamos siguiendo el mejor camino para conseguirlos.
  4. Ver si lo conseguimos o tenemos que esforzarnos más.
  5. Sentirnos bien cuando veamos que estamos realizando los puntos del listado.





 ***
Es posible que no acabemos consiguiendo lo que nos hemos propuesto como objetivo final, o que consigamos algo diferente a lo que nos habíamos imaginado, pero nos sentiremos bien por haber hecho todo lo que estaba en nuestras manos, y algunas veces, eso es lo más importante.

Publicar un comentario en la entrada