A veces, escribo de más...

..........................................................................................................Y ésta, es una de esas veces.

Cosas bonitas

Hace unos meses empecé una gran lista, que espero sea infinita, con todos los motivos para ser feliz. No solucionan los problemas que tenemos pero nos hacen verlos, quizás de otra manera. Por lo menos, hay que intentarlo.
Entre ellas están todas las palabras de apoyo que me han llegado todos los días desde diferentes medios por lo que estoy gratamente sorprendida y os doy mil gracias por ello.
Otra de ellas es la entrada que mi amiga Carol escribió en su blog, crónica de mi antifaz, llamada “cosas bonitas en el día a día”, así que también se lo agradezco a ella.

Mi listado de cosas bonitas que he hecho estos días es:

- He estado viendo los videos que recomendó de Isa Saweis. Con esa manera tan dulce de hablar y sus buenos consejos, te dan ganas de pasarte las tardes enteras escuchándola. Os la recomiendo. Os dejo el enlace de uno de sus videos, que es de los que más me gustaron y el que me ha dado ideas para ordenar todos mis productos de belleza.
- Suelo hacerme cambios de imagen a veces y esta era una buena ocasión, así que me compré un tinte rojo-rojo y me teñí el pelo. Parezco un pimiento pero a la gente parece que le gusta, o una hoja de otoño, como me dijeron, que a mi me hizo mucha gracia, pero bueno, pronto en vez de un pimiento empezaré a parecer una zanahoria (y no tiene nada que ver con homenajear a Pipi calzaslargas…) mi madre me dijo que era muy atrevida, pero bueno, solo es pelo. No duele y además crece, así que tampoco es para tanto.
- Una buena manera de mimarse es irse de tiendas. A veces es terapéutico verte con otras prendas nuevas, cambiar. Verte bien. No sé, no es comprar compulsivamente, es regalarse algo. Quien dice ropa puede ser también un libro, o algún otro capricho que no nos compremos muy a menudo. (En mi caso, además de varias prendas, han caído dos nuevas agendas, una verde para el día a día y otra azul turquesa muy mona para un nuevo proyecto que espero llevar a cabo. Varios rotuladores de colores con purpurina y un pinta uñas rojo).
- Ahh, y tengo nuevo mp4. Resulta que había metido el anterior (que era mp3) en la lavadora (y sí, sale muy limpio, pero vaya, que no se enciende. Eso sí, los cascos como nuevos…). No tener música en el camino al trabajo (cuando además es que no me apetecía ni leer) pues me deprimía aún más.
- Pero supongo, que la mejor terapia es rodearte de las personas que quieres y que te curen a base de abrazos.

Ahora solo quiero llenar mi agenda de ilusiones, de proyectos y de cosas bonitas. Y el blog también, por eso voy a empezar esta nueva etapa, rodeada de cosas que me hacen sonreír. El blog no soluciona algunos problemas, pero sin él es todo peor.
Así que, aquí os dejo con algunos enlaces, siguiendo con el ejemplo de Carol, para endulzarnos la vida, ya que nos lo merecemos, que a mí me gustan mucho.
Espero que los disfrutéis, y que si queréis hacer lo propio en vuestro blog, os animo a ello.
Una escena preciosa ........................ El poder de la magia














Imágenes con encanto de dos chicas encantadoras.































Un videoclip ......................... Un montón de palabras bonitas











Un libro achuchable
"No me importa que dijiste de los artistas. Me gustaría escribir sobre ti, algún día. Me gustaría escribir sobre este pais. La gente dice que hay que separar la propia vida real de la obra de arte, y que hay que proteger la vida real de la vida de ficción. Así se tiene menos dolor, y se es capaz de ver el mundo sensatamente. Pero creo que es una actitud egoista. Me gusta lo que dijo Flaubert de los griegos. Si eres artista de verdad, todo en tu vida es parte de tu arte. El arte es un monumento de la vida. El arte es la forma abstracta de la existencia diaria."
.
"Si un corazón tiene miedo, nunca aprenderá a bailar."
.
Breve diccionario chino-inglés para enamorados.

En respuesta

Pasan los días y mi estado (y por tanto, el estado del blog) no mejora. No tengo ganas aún de seguir hablando de otros temas que normalmente traigo al blog, libros, viajes, debates...¿libros?, si no me apetece ni leer. ¿viajes? como mucho, que me paso el día con la cabeza en la luna. ¿debates?, no me siento con ánimo, aunque dejé en el tintero tantas cosas de las que hablar...por eso aquí estoy haciendo una entrada parecida a la anterior, como si me agarrara a la cuerda que me sujeta al borde del precipio que se dislumbra bajo mis pies. (metafóricamente hablando del blog) pero también pienso en que vuestras palabras de apoyo bien se merecían una contestación. Por una vez he dejado sin contestar vuestros comentarios y no es mi estilo, así que os contesto directamente a todos en esta entrada.

Algunos de vosotros pensáis que el motivo principal por el que el blog está así es porque he tenido críticas hacia él. Os cuento que no. Que es verdad que las he tenido y de mal gusto. Con afirmaciones que no me afectan ya que no tienen sentido por las cosas que me lo decían, aunque si que fastidian, y son como si fuera una gotita más para el vaso, pero ni mucho menos lo que hace que el blog se haya puesto triste. (De hecho siempre he dicho que cada cual se expresa como quiere, que no borro ningún mensaje y además llevo tiempo pensando hasta hablar de este tema a cara descubierta, pero como digo será más adelante, porque eso sería un debate). Pero ninguno de ellos dijo nada de egocentrismo, eso salió de mi, porque últimamente hablaba de mis viajes y mis cosas más que en otros momentos y pueden ser menos participativas y entonces podía entenderlo.

Me fastidian, un poco más que las críticas, el spam, ya sea puro y duro, o el encubierto. Y ya si es en la anterior entrada me da por saco, la verdad. Pero ahí están también. Lo que pasa es que, estos y los anteriores, eso sí, me gusta contestarles, pero ahora mismo si no os contesto a vosotros, como para hacerlo con ellos...

Hay quien me ha preguntado que en qué noto la decadencia del blog. No sé muy bien como explicarlo. Quizás en que notas que hay personas que ya no te escriben, (ni te escriben ni te visitan) entonces piensas si estarás empeorando. No veo esa decadencia en otros. Normalmente al contrario, veo que crecen.

No mido un blog por los comentarios que tenga (de sobra he comprobado que hay blogs super chorras que tienen un montón, y todo lo contrario) pero también pienso que si un blog, que normalmente es de participación, debates y un lugar de encuentro (que es lo que pretendía con mi blog), cada vez participa menos gente, es menos enriquecedor. Ya sé que la gente entra y lo lee pero no sé que piensa, y entonces eso a los demás no nos enriquece. Se trata de que todos aportemos. Quizás a otra gente le sirva con dar a conocer sus escritos y saber que alguien los lee, porque sea distinto, pero este blog no tiene ese cometido.

Alguien en comentarios también me ha recomendado google analytic y ya lo tengo. Las visitas, no solo en este blog, sino en los otros dos, decaen cada día. Así que supongo que en ese aspecto también me da la razón.

Con todo esto no quiero que se entienda lo que no es tampoco. Que me visite quien quiera, que comente lo que quiera, la cantidad no es mas importante que la calidad para nada, y estoy muy orgullosa de haber escrito una entrada como la anterior y haber leído mensajes tan bonitos. Aunque solo hubiesen sido dos, pero auténticos. Porque eso es lo que quiero. Porque quizás también lo que he visto son demasiados dsifraces, también en la blogosfera (pero vaya, como la vida misma).

Supongo que todo esto se incrementa al hecho de que no esté bien yo, como ya he apuntado así que no penséis que no me tomo las críticas bien, o que me he aburrido del blog, o de vosotros o que no tengo inspiración. Solo son problemas ajenos de mi vida que se juntan, y con ellos, me doy de bruces con el blog y veo que la situación no está del todo como me gustaría. eso es todo. El blog me hace juego, y si yo estoy triste, mi blog está triste. Tan simple como eso.

De lo que a veces pasa

Sé que los lectores de este blog no estáis acostumbrados a entradas como ésta en este blog, supongo que habrá quien entre con ganas de encontrase otra cosa que le sirva para su camino de escritor y que se decepcione con lo que se encuentra. Que se decepcione no, que cierre y ya está. Pero quizás es lo que falla ahora mismo en el blog. Llevo tiempo pensando que ha decaído, y seguramente es culpa mía. Lo he analizado y he llegado a la conclusión de que tal vez últimamente ha tendido al egocentrismo. Cosa que nadie ha apuntado, aunque lo hubiese preferido al hecho de: o criticarme por algo que deja claro que no ha leído mi blog o de pasar indiferente por él, abriéndolo y cerrándolo sin más.
Supongo que el estado de ánimo repercute en nuestros trabajos así como en nuestros blogs y que si ahora me encuentro así puede ser algo pasajero, y que todos los cambios que ahora haga me parezcan insuficientes y no me convenzan ninguno. Puedo quitarlo todo y dejarlo en blanco. Puedo cambiarlo de arriba abajo y sería igual.
Seguramente esta entrada habrá quien no la entienda y habrá quien me diga que no me lamente, que no airee mis penas o que no me exprese. ¿Qué no me exprese? ¿Y qué es sino escribir?, cualquier persona pasa por momentos así, cualquier persona a la que le gusta escribir se desahoga de esta manera. Y quien diga lo contrario, es que quiere aparentar lo que no es. Porque lo bueno es aprender de estos momentos y salir adelante. Y a veces, salir adelante se consigue expresándose, y mi mejor manera es ésta. De hecho ya he escrito, y lo que me queda, solo para mí, como suelo hacer, pero esta vez lo quería hacer aquí en el blog, porque me parece más auténtico. Sé que quien pueda pasearse por aquí, o le sea indiferente, o se alegre incluso de encontrarme así, pero habrá quien se preocupe o por lo menos que me entienda y con eso es suficiente.
Tampoco me importan los dos primeros casos. No me importa que lea esto y piense que estoy triste porque sí, señores, estoy triste, porque soy una persona, y añadiría sensible, y quizás eso es lo que me hace llegar a poder escribir desde las entrañas.
Y no hay día perdido, porque de cada experiencia se aprende, y de estos sentimientos también, y se escribe, y además a veces los mejores fragmentos de nuestras novelas.

La conclusión de todo esto a veces es cerrar el blog. Entonces me imagino mi vida sin blog. Como era antes hace un par de años y medio, y me siento vacía. Pero si lo dejo como está es como si estuviera agonizando, y tampoco me gusta. Por lo que se inclina todo por un cambio. No sé cual debería ser pero un día de estos daré con él.
...

Bélgica: Bruselas, Halloween en Brujas y Ele (en) Gante

Visto el éxito (lo primero personal, lo segundo para algunos de vosotros) que fue la crónica en lista de Budapest y Praga del año pasado, he pensado que tendría su gracia hacer lo mismo con el viajecito que he hecho a Bélgica.

1. La forma más rápida de gastar dinero sigue siendo pillar un taxi.
2. Al entrar en los controles, una tía borde me dijo: -“¿eres española?” Y yo pensé: “no, australiana”. Y me dijo: “pues quítate las botas”. Estuve a punto de tirárselas a la cabeza, pero al final no. Digo yo que si no pitaba ¿por qué me las tenía que quitar e ir descalza por todos lados?
3. Los auxiliares de vuelo, aunque se llamen Luis te hablan en inglés, y si no les entiendes, pues en caso de emergencia no te salvas y punto.
4. Los amaneceres desde el avión tienen un montón de matices que cambian a cada minuto.
5. Prefiero despegar que aterrizar, aunque está bien hacer las dos cosas, por lo que conlleva.
6. Si algo tiene que salir de la maleta cuando sacas algo deprisa, será lo más comprometedor que lleves en ella…
7. Casi aterrizo por segunda vez con la maleta por las escaleras del avión.
8. Los mensajes de móvil parece ser que llegan.
9. Bruselas es muy tranquila.
10. Aquí es muy difícil reciclar, porque en cada sitio los colores para cada envase son distintos.
11. En weekend se tarda más en las colas de los billetes que en el camino en el tren al destino.
12. El primer día supimos que no llevaríamos los horarios de los belgas.
13. Pasar Halloween en Brujas tiene su gracia.
14.
Los belgas no son ni bordes, ni simpáticos ni todo lo contrario. Se podría decir que son neutros, o grises, más que sus cielos.
15. El tiempo corre más despacio.
16. Es más caro que España.
17. Es mas limpio que España.
18. Bruselas está todo empedrado y queda muy bonito, lo malo es que parezco un pato y me he tropezado en todas las calles, lo bueno es que parece ser que tengo los tobillos flexibles.
19. Aquí también hay palomas asesinas.
20. Si te llaman piti no sé si es bueno pero putiki no debe ser malo porque así se llamaba una tienda. (Y una calle se llama Putterie…)
21. Bruselas saca tu lado más jeanneke.
22. No tienen término medio, o los baños son totalmente mixtos o hay dos baños: uno para el wc y otro para el lavabo o la bañera.
23. Hay perros de todas las razas habidas y por haber (hasta algunas que yo creo que ni había visto nunca) pero ni un pastor belga.
24. Los españoles tienen cara de españoles y los italianos de italianos.
25. En el aeropuerto en España no tengo cara de española pero en Bélgica sí.
26. Un raro nos dijo: “¿parle france?”, le contestamos que no y dice: “¿españoles, portugueses, italianos…?” Y le volvimos a decir que no. Dijimos de inventarnos un idioma nuevo para ese tipo de situaciones…
27. Por la noche los belgas duermen.
28. Se alimentan de gofres (waffels), cerveza y chocolate.
29. Los dos primeros días necesitamos paraplu.
30.
Ele (en) Gante
31.
Tengo un nuevo castillo (y de los guays) para mi colección de castillos.
32. Si te pides un gofre sin chocolate ni nata ni cosas por encima, te echan un polvillo blanco sospechoso que no sabe a nada, pero después te entra la risa tonta y te recorres todo Gante partiéndote.
33. En Gante son más simpáticos e intentan hablarte en español.
34. Las patatas o las verduras en un plato se llaman suplementarias.
35. No son muy guapos (sobre todo las chicas)...
36. ...Pero tienen buen gusto al vestir.
37. Las tiendas cierran a las 18 h (En Gante).
38. cuando nosotros comemos, ellos meriendan y cuando tú quieres merendar, ellos cenan, y así hasta el infinito…
39. En los baños, los pomos te llegan por la rodilla y el water por la cintura.
40. El parlamento parece una estación espacial y los autobuses van a Andromeda.
41. Tienen un trozo del muro de Berlín.
42. Allí las “a” son “q” y las “m” se van de farra.
43. Hay muchas tiendas de comic.
44. Hay estatuas de perros.
45. Tienen buen gusto en cuanto a música (el primer día en el súper pusieron el don´t speak de No doubt) mientras comprábamos y descomprábamos.
46. Hay hilo (y no tan hilo que está bien alto) musical en el metro.
47. No se puede tener flequillo.
48. Bruselas está lleno de galerías.
49. He aprendido a no hacer compras si no me caben en la maleta.
50. He probado todas las cervezas habidas y por haber y no me gusta ninguna.
51. Son respetuosos y no te molestan pero si te empujan o algo, no te dicen nada.
52. No hablan casi por no tener que elegir el idioma.
53. Ahora resulta que todo es belga (hasta el libro que me estaba leyendo esos días).


Misiones secretas

Encontrar al Manneken pis y luego a la jeanneke pis, que estaba muy escondida en un callejón y no todo el mundo la encontraba. Misión realizada con éxito.

Tenía que encontrar dos monedas para la colección de mi padre pero solo encontré una de ellas. Eso sí, conseguí otra mucho mejor. Misión reconvertida.

Gastar toda la comida que compramos. Misión completada.

Encontrar un baño gratis. Pues había uno en la calle pero solo de chicos.

El súper castillo para la colección. Y además conquistado por dentro. Eso sí, la sala de tortura me revolvió.

Ver un pastor belga. No conseguido. Pero bueno, ¿esto qué eeeees?

Encontrar las farolas con forma de árbol. Misión completada y no eran muy bonitos, pero con la tontería encontramos la estatua de perro.

Conseguir ordenador libre en el hotel. Los dos primeros días parecía misión imposible, pero al final lo conseguí, aunque luego había unos que me miraban mal…

Que cupiese todo en la maleta para volver. Misión en suspenso.

Hacerme una amiga japonesa, que se me ha antojado. Bueno, para esta misión me voy a dejar más tiempo para cumplirla.

Ver Gante y Brujas. Verlas no, las he disfrutado y me han encantado ambas dos. (L)

Fotografiarlo todo. Pues menos el pastor belga, sí. Porque también hay alguna foto de perritos.

Coger metro, bus, tren, tranvía y avión. Solo me he dejado un transporte, la bici, y había de alquiler, pero bueno, no nos dio por ahí.

Hacer una foto bonita con una bici. Hice unas cuantas y algunas han salido chulas.

La foto en el Atomium. Una no, unas cuantas.

Probar todos los chocolates. Imposible, con la cantidad que había.


Moraleja: No todas las misiones se han podido cumplir pero creo que ha sido un éxito más para Elisbeth Salandernal.

Tercer reparto de libros

Ágora
. No llegué a ver la peli aún, pero tienes todos los ingredientes para que me pueda gustar. Un director muy bueno, una época interesante, una actriz que me gusta y la historia creo que me puede gustar.

Susanna. tiene pinta de ser un libro sobrecogedor por la temática y lo he visto en muchas librerías, por lo que probaré su lectura.

Amanece en París. El título me atrajo porque todo lo que tiene que ver con París me suele gustar.

Pájaro veneciano. Y no he estado en Venecia y no sé si me gustará o no, aunque tiene toda la pinta de que sí, así que a ver esta novelilla que tal es. Además es de un suceso que ocurre en los carnavales y eso siempre tiene su gracia.

La canción de Ruth. Este es un libro que ni siquiera es libro todavía (me recordó a cuando hacíamos los libros en clase) pero el título me llamó la atención, aunque me recuerda al libro de Rosa Regás de la canción de Dorotea, que la verdad no me gustó mucho, a ver que tal es este.

El despertar de Mona Lisa. Este título me recordó a la película: la sonrisa de Mona Lisa, y como esa peli me encanta, pues lo cogí para probar que tal.

Hechizos de amor. Me gusta todo lo que tenga que ver con brujas en plan la serie de Embrujadas o películas e historias así, espero que no sea muy melosa.

Envidia. Es espejo de la cubierta me llamó la atención y el tema puede estar interesante, según como sea tratado, así que a ver que tal.

Los libros de Umber. Tiene pinta de ser una historia fantástica en plan criaturas mágicas y ese tipo de cosas.

El enigma Rosenthal. La cubierta me encanta, ya la había visto antes y en cuanto lo vi, lo enganché. El título tiene también su gracia, así que espero cumpla mis expectativas.

Todos muertos y juntos. Como tengo un par de títulos de la colección también lo cogí. No sé si al final los leeré o los acabaré regalando, por eso de que es de vampiros en plan bestia y no sé si me van a gustar.

Hush, hush. Tiene tan buenas críticas que fue de los primeros que elegí sin pensar. Espero que me guste.

Sinsajo. Me pasó lo mismo que con el anterior. Es la tercera parte pero sé que me compraré los otros dos seguro, porque le gustan a todo el mundo y he conseguido por el momento no saber de qué va.

Los cuatro tronos. Es una segunda parte pero es que la cubierta es tan bonita que no me pude resistir.

Tres deseos. También es de temática fantástica. Con un Genio y tres deseos. Me da mucha curiosidad saber que pedirá la protagonista.

Un regalo del cielo. Este otro lo escogí por la cubierta que es muy llamativa, pero creo que me va a gustar porque es un poco crítica hacia las personas que solo se mueven por dinero y por el consumo y el materialismo en el que a veces caemos.

Lo que queda de nosotros. El título es muy atrayente. Pinta a historia de amor pero realista.

Tren de ida y vuelta. Me recordó a una de mis novelas y lo uní a los demás.

Rebelde. Seguro que es una “adolescentada” como una casa, pero hay libros así que me gustan así que ya os contaré.



Las doce pruebas de Astérix. Astérix siempre me ha gustado mucho y aunque no es uno de los comic propiamente dicho pues me lo traje a casa.

La ladrona de lágrimas. Es un cuentito con ilustraciones preciosas y además el título me recuerda a mi querida ladrona de libros.

Scott Pilgrim 5. Que deciros de este, si estaba ya sufriendo porque no podía seguir leyendo la serie.

Código lioko-la ciudad sin nombre. De casualidad descubrí los dibujos y me hicieron gracia, así que cuando vi la novelilla pues la cogí a ver que tal era.

El caso Pasolini. Es un comic, no es que me llame mucho la anteción pero bueno, como los comics se leen en nada, si no me gusta, pues ya lo regalaré.

Drácula. Es también en comic pero en plan mas infantil. Además unos dibujos muy currados y seguro que me gusta.

Atrapados. También es ilustrado y es juvenil, yo creo que puede gustarme.

Chicas del Olimpo. Lágrimas de cristal. Este otro lo cogí porque los dibujos son del estilo que me gusta dibujar a mí. Me hizo gracia porque la autora se llama Elena también y podría ser perfectamente un librillo mío…claro, este está mucho mejor, pero bueno, por el estilo y eso.

La princesa pelirroja. Los cuentos de princesas siempre me han gustado.

Ru. Este otro ya me lo he leído y la verdad es curioso y me ha gustado porque no tiene que ver con nada que me haya leído antes.

Mario Benedetti-daniel viglietti, desalambrando. Siempre está bien leer un poco de todo y a los autores más conocidos.

Tauroética. La primera vez que lo vi pensé que era de tauromaquia, pero al ver que el autor era Fernando Savater me di cuenta de que era todo lo contrario. Y como es un tema que me interesa (para que se prohíba de una vez por todas) pues seguro que me resulta interesante.

Trenes de Europa. Es un librillo de poesías y el tema es bonito, así que lo cogí también.

Ana Bolena y la pastelera real. La peli de las hermanas Bolenas me gustó, es una historia que me llama la atención y el personaje de Ana me es muy llamativa también, así que me hice con él.

Orgullo y prejuicio. La película me encanta y tenía ganas de leerme el libro, así que fue una bonita casualidad toparme con él.


Bueno, y esos son todos. Algún año de estos me los leeré todos y os iré contando lo que me han parecido. La lista de libros por leerme llega de aquí a Bruselas, así que tened paciencia.
.